Publicaciones

Conexión Cinvestav
/ Categorías: Boletin de prensa

Fallece impulsor de la aeronáutica, drones y desarrollo de la robótica

Image

De acuerdo con sus colegas y amigos una de las grandes pasiones de Alejandro Justo Malo Tamayo, investigador del Departamento de Control Automático del Cinvestav, fallecido recientemente, siempre fueron las aeronaves y la computación, de ahí su decisión de estudiar, a mitad de la década de los años 70 del siglo pasado, la carrera de Ingeniería Aeronáutica en la Escuela Superior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica del Instituto Politécnico Nacional (IPN).

Al concluir su formación de ingeniería, y para seguir cultivando su interés académico, en 1981 se trasladó a la ciudad de Toulouse, Francia, para especializarse en técnicas aeronáuticas en la prestigiada Escuela Nacional Superior de Aeronáutica y del Espacio; a su regreso a México inició sus estudios de posgrado en Cinvestav, donde obtuvo los grados de Maestría en Ciencias (1986) y de Doctorado en Ciencias (1999), ambos en la especialidad de Control Automático, con enfoques tanto en Robótica como en Sistemas de Manufactura Flexible (SMF).

Su tesis de maestría la realizó sobre la programación de robots manipuladores, mientras que su investigación doctoral versó sobre el modelado y control de sistemas a eventos discretos en el contexto de los SMF, aprovechando la experiencia que obtuvo en el tema durante su trabajo en la industria del ramo.

Los primeros trabajos docentes de Malo Tamayo iniciaron en 1975 y 1979 cuando se desempeñó como profesor en la carrera de Ingeniería Aeronáutica de la Escuela Suprior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica del IPN, además, al terminar sus estudios de maestría, se desempeñó como profesor auxiliar en la Sección de Control Automático del Departamento de Ingeniería Eléctrica de Cinvestav, asignado al grupo de Robótica y Visión Artificial.

En el Departamento de Control Automático realizó diversas líneas de investigación sobre brazos manipuladores, así como modelado y control de sistemas a eventos discretos, tema por el cual hacia 1988 la empresa del sector metal-mecánico Lascasiana S.A de C.V le solicitó desarrollar un proyecto para la robotización de puestos de trabajo de soldadura mediante el empleo de un Sistema Flexible de Manufactura, propuesta por la que fue contratado como ingeniero de desarrollo en dicha empresa hasta 1991.

Al finalizar ese proyecto se reincorporó a la Sección de Control Automático trabajando como investigador, en temas de modelado y control de aeronaves, como drones de ala fija o multirrotor, donde también participó en proyectos con la industria del sector bajo el esquema del extinto Programa de Estímulos a la Innovación de Conacyt.

De acuerdo con Juan Manuel Ibarra Zannatha, su compañero en el Departamento de Control Automático, Alejandro Justo Malo, reservado e introvertido como era, siempre estaba dispuesto a colaborar y ayudar a quien se lo solicitara, por ello, impartió cursos sobre su especialidad en el programa de posgrado del Laboratorio Franco Mexicano de Informática y Automática (LAFMIA), impulsada por el Cinvestav, con diferentes temas de sus áreas de especialización como sistemas a eventos discretos, así como modelado y control de aeronaves de todo tipo.

La mayor parte de su trabajo científico lo realizó en el Departamento Control Automático en temas relacionados con la Aeronáutica, pero también se interesó otras líneas de investigación y, en colaboración con sus compañeros adscritos a su mismo Departamento, trabajó en la aplicación de la Teoría de Juegos para proyectos de modelado y control de tráfico vehicular en colaboración con Alexander Pozniak Gorbatch.

Emprendió proyectos sobre modelado de drones multirrotor o de ala fija aplicando con mucho detalle la Aerodinámica, en conjunto con investigadores del LAFMIA; además de monitoreo y programación de sistemas robotizados bajo ROS (Robot Operating System), control de drones multirrotor, modelado cinemático y dinámico de robots humanoides, entre otros temas, con Juan Manuel Ibarra Zannatha.

Alejandro Justo Malo siempre se caracterizó por su gran capacidad de trabajo y por la seriedad en sus proyectos de investigación; su rigor técnico y académico se reflejaba también en los proyectos de tesis de sus estudiantes, de los que formó varias generaciones; parte de su trabajo científico lo plasmó en la publicación de diversos artículos de investigación y en su participación para algunos libros sobre su área de conocimiento.

Alejandro Justo Malo nació en la ciudad de Tlaquepaque, Jalisco, el 6 de agosto de 1953, durante su desempeño como investigador del Departamento de Control Automático del Cinvestav siempre mantuvo abierta su oficina para quienes necesitaran una asesoría o ayuda de cualquier tipo y sólo su deceso acaecido durante el mes de septiembre de 2020, en la Ciudad de México, a los 67 años, pudo cerrar esa puerta.

Artículo anterior Durante la pandemia la Sede Sur del Cinvestav impulsa estrategias académicas
Siguiente artículo México y Uruguay apoyan proyecto del Cinvestav para proteger a personal hospitalario del covid-19
Print
1279

Theme picker